Viajar Con Tu Mascota En Coche

Con la llegada del buen tiempo aumentan las salidas de fin de semana a destinos próximos, y por supuesto nuestra mascota se viene con nosotros.

Tenemos claro que el animal no debe ir suelto por el coche, pero, ¿sabemos cuál es la forma más adecuada de transportalo?. Una buena sujección del animal durante el viaje no sólo nos evitará problemas en caso de un control en carretera sino que además reduciremos riesgos innecesarios sobre nuestra mascota y sobre nosotros mismos. Las leyes son claras en cuanto a la responsabilidad de los daños sufridos por nuestra mascota y de las lesiones que ésta pueda ocasionar a los ocupantes del vehículo en caso de accidente, que recae sobre el conductor. Básicamente, éste debe asegurar que el animal permanezca convenientemente sujeto y no interfiera en su propia visibilidad ni movilidad. Sin embargo, no establece ningún método para alcanzar este fin. Aquí te dejamos distintas opciones, que puedes usar a tu conveniencia según el tipo de vehículo y  el tamaño y peso del animal con el que viajas:

Transportín: a pesar de ser el método que probablemente menos guste  a nuestros animalitos, parece ser uno de los más seguro según un estudio del RACE, siempre y cuando se emplee correctamente. Si se trata de un animal pequeño, la mejor opción es colocar el transportín en el suelo del coche, entre los asientos traseros y delanteros, de forma transversal, y dejándolo lo más encajado posible. En caso de colisión, al no haber desplazamiento posible, el animal no debería sufrir daños graves y tampoco los ocupantes corren el riesgo de ser lesionados por éste.

transportin-suelo 1

En el caso de un animal más grande, la posibilidad de que el transportín vaya en el interior del vehículo desaparace. En estas situaciones lo más recomendable es adquirir un transportín acorde al tamaño de nuestra mascota y colocarlo de forma transversal a la marcha en el maletero del coche (sólo en maleteros bien ventilados). De esta forma el animal irá seguro, pero para que los ocupantes también lo estén es necesario instalar una rejilla divisoria que vaya desde el techo hasta el suelo del maletero cubriendo el respaldo de los asientos traseros.

transportín maleterorejilla divisoria

– Arneses:  se unen al enganche del cinturón de seguridad del coche mediante una correa especial. En caso de accidente la unión entre la correa y el arnés no aguantará el peso del animal y se romperá, con el consiguiente riesgo tanto para arnésel animal como para los pasajeros, que puede llegar a ser fatal. Para aumentar la seguridad con este tipo de sistemas resulta imprescindible que el arnés disponga de dos puntos de unión al cinturón de seguridad del coche y que éstos no sean excesivamente largos. De esta forma el animal no se desplazará en caso de colisión, se garantiza así la seguridad de los ocupantes aunque este sistema resulta ser más peligroso para los animales que pueden sufrir lesiones.

– Remolques: no resultan en absoluto seguros para los animales que van en su interior, ya que en caso de accidente éstos recibirán el impacto de forma directa. Si bien es cierto que este sistema no interfiere en la libertad de movimiento del conductor, éste debe respetar una serie de nomas relacionadas con la velocidad en carretera y la señalización del vehículo. Si aún no has decidido qué método  es el que más te conviene para viajar con tu animal, ten en cuenta que ninguna de las siguientes opciones es en absoluto aconsejable:

– Viajar con animales sueltos en el vehículo: interfiere en la conducción y en caso de accidente puede resultar fatal tanto para el animal como para los pasajeros. -Viajar con animales libres en el maletero: supone un riesgo para éste pues dispone de mucho espacio, en caso de colisión, el choque del animal sobre los respaldos de los asientos traseros puede provocar lesiones a los pasajeros.

– Animales sujetos con correas: generalmente son demasido largas, el animal puede salir despedido y sufrir lesiones tanto él como los pasajeros.

– Transportines colocados en los asientos sujetos por el cinturón de seguridad: en caso de impacto los puntos de unión del transportín al cinturón se romperán, lo que implica un riesgo tanto para animal como para pasajeros.

 

Fuente: http://www.race.es/seguridad-vial/campanas/viajar-con-mascotas